16/08/2022

Homenaje y marcha en Moreno a cuatro años de las muertes de Sandra y Rubén | Explosión por escape de gas en la Escuela 49 de Moreno en 2018



Trabajadores de la educación y la comunidad educativa realizaron hoy un homenaje a la docente Sandra Calamano y al auxiliar Rubén Rodríguez, al cumplirse 4 años de su muerte, causada por una explosión por un escape de gas en la Escuela 49 del partido de Moreno.

También, se realizó una movilización en ese partido del oeste del Gran Buenos Aires en recuerdo de Calamano y Rodríguez, fallecidos 2 de agosto de 2018.

El Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUD) estuvo a la cabeza del homenaje y de la marcha hasta la fiscalía a cargo de la causa y del Consejo Escolar del distrito, ambos ubicados en el centro de la localidad de Moreno.

Calamano y Rodríguez murieron cuando explotó el sistema de gas de la escuela, mientras preparaban el desayuno para los estudiantes.

«Fue una jornada movilizante», indicó Mariana Cattaneo, secretaria general de la CTA regional Moreno, Merlo y Marcos Paz y precisó que la actividad comenzó a las 8.06 cuando se hizo sonar una sirena (hora exacta de la explosión).

Luego, docentes de establecimientos públicos y privados del Frente de Unidad Docente Bonaerense (Suteba, FEB, Sadop, AMET, Udocba), estudiantes y familias se concentraron en la ruta 23 y Las Catonas para movilizarse hasta la fiscalía.

La marcha hizo una parada en la Plaza Fuentealba y continuó poco después hacia la sede del Consejo Escolar, donde ayer se montó un escenario para la vigilia y hoy fue presentada la orquesta de la Escuela 49.

“Fue más simbólico marchar hasta el Consejo porque la causa está en el Juzgado de Mercedes”, dijo a Página|12 Hernán Pustilnik, docente y compañero de Sandra y Rubén en la 49. “Ese es el único cambio que hubo en estos últimos dos años”, remarcó.

“La causa no avanzó, los imputados siguen siendo los mismos seis. No hay ni fecha de juicio oral y público”, sostuvo. “Necesitamos que haya justicia, a fin del año pasado fallecio la mamá de Sandra y no llego a ver que se hiciera justicia por el asesinato laboral de su hija”.

Además el hombre aseguró que «la inversión se ve en Moreno» y que la escuela hoy está «impecable». «Queremos que la justicia diga qué grado de responsabilidad tuvo toda esta gente», no solo haciendo referencia a los imputados sino tambien a «Maria Eugenia Vidal y a Gabriel Zinny». 

«Redoblamos el compromiso del pedido de justicia para que haya escuelas dignas y seguras», indicó Cattaneo. Explicó que el reclamo de justicia tiene dos aspectos: «Que se condene a quienes están imputados: el interventor (del Consejo Escolar de Moreno) Sebastián Nassif y el gasista Christian Ricobene» y que también sean imputados «los responsables políticos» de la explosión, «es decir el exdirector general de Cultura y Educación Gabriel Sanchez Zinny y la exgobernadora María Eugenia Vidal».

Los gremios y la comunidad educativa denunciaron en varias oportunidades que aquella falla en la infraestructura escolar que causó la explosión jamás «fue atendida por el gobierno de María Eugenia Vidal y ni por su ministro de Educación Sánchez Zinny».

Además, remarcaron que la Escuela 49 «tenía ocho denuncias realizadas por ese motivo».

Por su parte, la secretaria adjunta del Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba), María Laura Torre, sostuvo que «Vidal frenó la inversión en infraestructura educativa durante su gestión» y, por eso, «la explosión en esa escuela de Moreno fue un acto de desidia».

«Entre los pedidos que le habíamos hecho a Vidal antes de la explosión estaba la escuela número 49 de Moreno», aseguró la dirigente sindical en declaraciones radio AM 750 y evaluó que el Poder Judicial «tiene una deuda» con los docentes y con las familias de los fallecidos.

Por su parte, la intendenta de Moreno, Mariel Fernández, consideró que siguen siendo «impactantes y schockeantes» las muertes de Sandra y Rubén.

«Ahora me toca como intendenta de Moreno reparar todo lo que no se hizo antes», aseguró Fernández e indicó que durante su gestión debió profundizar los trabajos en cuatro escuelas para mejorar las instalaciones de gas mediante la implementación de un fondo educativo que anteriormente «no se usaba».

«Es infinito el trabajo que se está haciendo en materia de infraestructura escolar. Si bien no nos da el tiempo material para resolver todo, estamos trabajando con mucho compromiso y pensando siempre en Sandra y Rubén», puntualizó.

«Sandra y Rubén nos dejan la obligación del Estado de ser cada vez más eficiente”, dijo el director general de Cultura y Educación bonaerense, Alberto Sileoni, que estuvo presente en el acto que se realizó en Moreno. El funcionario reconoció que: “Hay escuelas que todavía están en condiciones de indignidad, y estamos trabajando mucho para que no ocurra».

Y remarcó que «el mejor homenaje es comprometernos a que todos los edificios escolares de la provincia tengan la dignidad que merecen educadores, educadoras, auxiliares y estudiantes». 



Source link