05/07/2022

La FED subió las tasas de interés en un 1,75% | El aumento más alto desde 1944. Cómo podría impactar en Argentina



La Reserva Federal de Estados Unidos (FED) incrementó la tasa de interés de referencia  de 1,5 a 1,75 por ciento, lo que significó la tercer alza consecutiva anunciada por máximo órgano financieron del país y alcanza el mayor incremento desde 1994. ¿Cuál es el objetivo? «Llevar la inflación a su meta anual», sostuvo el comunicado de la FED, tras conocercerse el viernes una inflación interanual del 8,6 por ciento, la mayor de los últimos 40 años. 

La FED también aumentó su pronóstico de inflación para 2022 a 5,2 por ciento y recortó su previsión de crecimiento a 1,7 por ciento , al término de una reunión de dos días de su comité de política monetaria. Y no se descarta que la tasa de interés continúe subiendo en caso de que la inflación no se modere en el país del norte. 

¿Cómo impacta en la Argentina? La suba de la tasa de interés en Estados Unidos mantuvo los mercados agitados durante toda la semana a la espera de la decisión del Comité de Política Monetaria del organismos financiero. La turbulencia en los mercados elevó el Riesgo País, hizo fluctuar el valor de las acciones de las empresas nacionales y como reflejo disparó el dólar blue, en medio de jugadas desestabilizadoras locales que generaron una salida de tenedores de bonos argentinos indexados.

La suba de la tasa de interés de la Reserva Federal genera preocupaciones entre los inversores debido a que puede impactar en los niveles de crecimiento esperado de la economía norteamericana y de otros países desarrollados y no desarrollados.  Algunos bancos como el Deutsche Bank aseguran que la recesión es inevitable. 

La perspectiva es que para finales de este año la economía de Estados Unidos entre en una fase recesiva de actividad, la que podría alargarse durante 2023. Se trata de un escenario que tampoco puede descartarse en las economías de la Zona Euro tras el impacto de la guerra. La suba de los precios de los alimentos pero sobre todo de los precios de la energía provocó fuertes desequilibrios.

En este contexto los países emergentes muestran también volatilidad porque pueden ser afectados por una salida de capitales hacia activos de refugio, y por el impacto de que se encarezca las tasas de interés de sus deudas. 

En ese contexto, el jefe de ministros, Juan Manzur adelantó este miércoles en conferencia de prensa, tras la reunión de Gabinete, que hay reuniones diarias entre el ministro de Economía, Martín Guzmán, y el titular del Banco Central, Miguel Ángel Pesce; y anticipó que «se está trabajando en una serie de definiciones con el Presidente que seguramente en los próximos días las va a formalizar ante la prensa». 

La credibilidad de la FED en juego 

La decisión de la FED, según reporta AFP, es una lucha para frenar la inflación, pero también su credibilidad. Sus funcionarios afirmaron durante meses que este aumento de precios solo sería temporal y, por lo tanto, recién comenzaron a apretar las tuercas en marzo.  «En retrospectiva, (…) probablemente hubiera sido mejor subir las tasas antes», admitió el presidente del organismo, Jerome Powell el mes pasado, en una entrevista con The Wall Street Journal. 

La secretaria del Tesoro de Joe Biden, Janet Yellen, también admitió que no había previsto este aumento de precios. La Fed es independiente del gobierno federal, pero Powell fue recibido recientemente por Biden en la Casa Blanca, junto con Yellen, para una atípica reunión dedicada a la inflación. 

La Fed debe por otra parte tener cuidado al frenar deliberadamente la economía, para no hundirla en una recesión. En ese marco, el Comité Monetario de la Fed se reunió por primera vez desde que Powell comenzó oficialmente su segundo mandato el 23 de mayo y Lael Brainard se convirtió en vicepresidenta de la institución. 



Source link